Bonos de vivienda dinamizan la construcción de Costa Rica

Editorial Construir

El 2016 cerró con un total de 344.661 de bonos entregados, de los cuales el 63% representan el crecimiento en la creación de viviendas en buen estado.

Por: Yendry Alfaro

El Informe Nacional Situación de Vivienda y Desarrollo Urbano 2016 expone la participación de los bonos familiares de vivienda (BFV) como uno de los principales indicadores en la evolución urbana de Costa Rica, así como, su representación en el crecimiento del sector habitacional por medio del subsidio estatal, mismo que propone, no solamente otorgar casas, sino, aumentar la dinámica en el campo de la construcción. 

Dicho estudio realizado por la Fundación Promotora de Vivienda (Fuprovi), analiza el desarrollo de este indicador en los últimos 30 años, del cual se arrojan datos como la entrega de 271.557  bonos familiares por parte del Banco Nacional Hipotecario de la Vivienda (Banhvi), lo que representa un 38% del incremento en la cantidad de domicilios y un 63% en el crecimiento de estos en buen estado ( techo, paredes externas y piso en óptimas condiciones), esta última por normativa debe responder a esa categoría.

Además: Así se comportó el sector vivienda en la región durante el 2016

Desde el 2010 hasta el año anterior (2016) se mantuvo una tendencia estable, con una entrega promedio de 10.457 bonos por año y con una total de 344.661 en BFV. El otorgamiento de bonos ha permitido la disminución de hacinamientos ( 5,2% en 2011-16,8% en 1984) , lo que fortalece al sector constructivo con la creación de miles de casas nuevas y buenas. La construcción de viviendas buenas es la que en números más crece, registra un 126% de aumento.

El Banhvi ha implementado un tipo de bono para la reparación, ampliación, mejoras y terminación (RAMT), para familias, con condición diferente, que así lo requieran. La apertura del sector construcción por medio de los subsidios estatales es una forma de diversificar el mercado, los RAMT, son un ejemplo y la utilización de zonas mixtas ( urbano-rural) también lo son, las cuales son buscadas por los desarrolladores de proyectos, ya que poseen mayor disposición de terrenos y precios más competitivos, respecto a las zonas urbanas.

También: Vivienda dominó la construcción costarricense en 2016

En Costa Rica, los BFV son elementos con visión de mejora en temas de vivienda y asentamiento humano, la construcción de buenos domicilios se multiplicó por 4,3 veces en referencia al año 1984 y la cobertura de servicios públicos esenciales ( electricidad y agua) se han establecido en la mayor parte del país. Ambas situaciones le han permitido al gremio de la construcción no entrar en un proceso de recesión constante, desde el 2010.

Fotografía tomada del Facebook del Banco Hipotecario de la Vivienda (Banhvi).

 

 

 

 

Este artículo está clasificado como: , , , ,

Comentarios

Para poder comentar debe iniciar su sesión:

INGRESAR