Centroamérica y el Caribe avanzan en modernización de puertos

Luis Fernando Arevalo

La utilización de nuevas tecnologías que mejoran la eficiencia, sistemas informáticos y áreas de operación más amplias, permiten a la región innovar sus puertos para posicionarse como países competitivos.

Este proceso de actualización e innovación de los puertos y navieras en la región centroamericana y el Caribe se encuentra en diferentes etapas en todos los países; entre dificultades de financiamiento y obstáculos que van superando en el camino para lograr una mayor competitividad.

Sin embargo, pese  a los esfuerzos realizados por la región, en el último ranking de puertos presentado por la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal), dentro del top 20 únicamente figuran Panamá, Costa Rica y República Dominicana.

Panamá por su posición geográfica, sumado al canal interoceánico con el que cuentan y ser un país netamente comercial, figura en la posición dos de esta medición con puerto Colón y en la posición tres con puerto Balboa. Costa Rica fue incluida en la posición 12 con puerto Limón y República Dominicana en la posición 15 con el puerto Caucedo.

Además: Las alianzas público-privadas impulsan la obra púbica en la región

La mayoría de naciones deben recurrir a la figura de concesión o usufructúo para poder modernizar sus puertos, debido a que estos procesos requieren de millonarias inversiones, como es el caso de Guatemala y Costa Rica con AMP Terminals, obras realizadas por capital privado.

La era tecnológica

APM Terminals Moín en Costa Rica, implementará un novedoso sistema de manejo automatizado de inventario de contenedores por medio de tecnología geo-refereciada (DGPS), un sistema de prevención de colisiones en las grúas de terminal (RTG) y un sistema de control global de asignación de los tractores basado en algoritmos de optimización de flujo.

“Otra de las novedades es que ya cuenta con los primeros reefer racks, estructuras especializadas para el manejo de contenedores de productos refrigerados”, afirma Kennet Waugh, director general de APM Terminals.

También: Así se moderniza la infraestructura portuaria en el Caribe costarricense

Esta nueva terminal de contenedores realizará las primera pruebas en febrero de 2018, luego de recibir los barcos remolcadores y las grúas pórticas y de patio con las que operará. A nivel operativo tendrá escáneres para la lectura automatizada mediante tecnología OCR (Optical Character Reading), para el reconocimiento de todo el flujo de contenedores entrante y saliente. La inversión total en este proyecto se estima en US$1.000 millones.

La construcción de la Terminal de Contenedores Moín (TCM), tiene un avance del 82% y también tendrá dentro de su estructura una isla artificial con adoquinado, “el más grande de Centroamérica”, indica Waugh. Esto le permitirá tener una mejor operación y manejo de los barcos que atraquen en el puerto.

La modernización de las aduanas permite una mejor eficiencia en el manejo de la carga. TCM tendrá capacidad para de manejar buques portacontenedores de 8.500 TEU´s (contenedores de 20 pies), las 24 horas del días. Al concluir la fase 2A, tendrá la capacidad de recibir buques hasta cuatro veces más grandes que los que actualmente recibe Costa Rica y al finalizar la etapa tres, recibirá portacontenedores New Panamax, de los más grandes en el mercado con capacidad de 13.000 TEU´s.

Proceso avanza lento

En el caso de Guatemala, APM Terminals antes conocida como TCQ, en Puerto Quetzal, Escuintla, inició operaciones en su primera fase durante el primer trimestre de 2017. Pese a tener la tecnología más novedosa, únicamente puede recibir buques Panamax con un máximo de 3.400 TEU´s, esto debido a limitaciones de profundidad y espacio en el embarcadero, el cual tiene únicamente 12 metros de calado.

Lea también: El 2017 será un año en el que Honduras invertirá en la modernización de sus puertos

Sin embargo, son los barcos más grandes que cargan y descargan en Guatemala, con una velocidad de 37 minutos por contenedor a diferencia de los puertos nacionales en donde cada contenedor demora hasta dos o tres días para salir.

APM Terminals Guatemala fue construida en un espacio de 13.000 m2 y puede recibir un barco de 310 metros cada 24 horas. La inversión fue de alrededor de US$250 millones por medio de un usufructuó que Puerto Quetzal le dio a la empresa privada para la utilización del terreno donde se edificó.

La moderna terminal de contenedores utiliza procesos automatizados y la mayoría de gestiones se realizan desde la web sin intervención de terceras personas, gestores o intermediarios, por lo que hace los procesos más eficientes y seguros. La revisión de cada contenedor se realiza con cita previa y así se evitan las largas filas de espera.

El director ejecutivo de la Comisión Portuaria Nacional de Guatemala (CPN), Adolfo Méndez, explica que esta es la inversión más importante realizada en los últimos años en los puertos del país y lamentó que los recintos nacionales no sean modernizados. “En la actualidad hay nuevas autoridades en los portuarias y tienen interés en trabajar en este sentido”, resalta.

Conozca: ¿Cuáles son los principales desafíos del diseño sostenible en la región?

Compite por ser el mejor

Puerto Cortés en Honduras se encuentra acelerando sus procesos de modernización para competir en la región por ser uno de los puertos más innovadores y con mayores capacidades de manejo de contenedores. La meta es atender los buques más grandes que ya navegan por el canal de Panamá e incluso de mayores dimensiones.

El ambicioso proyecto contempla una inversión total de US$624 millones en los próximos 14 años, de los cuales US$90 millones ya se invirtieron en infraestructura, tecnología y procesos.

“Se ha logrado atender hasta siete barcos simultáneos, algo nunca visto en la historia portuaria del país. Se incrementó su capacidad de operación a un millón de TEU´s anuales y en 2017 se inició la construcción del muelle seis con lo que concluye la primera fase de modernización de la terminal y se dispondrán de dos grúas Súper Post Panamax y 14,5 metros de profundidad”, resalta Mariano Tures, director general de Operadora Portuaria Centroamericana (OPC).

La segunda fase de modernización de esta portuaria estaría finalizada hasta 2023 y se agregarán cuatro grúas más de pórtico de última generación. “Puerto Cortés es el único en la región que cuenta con la certificación Container Security Initiative, para el control previo de los contenedores con destino a Estados Unidos”, afirma el gerente senior comercial de OPC, Valmir Araujo.

Con esta serie de modernizaciones en sus sistemas de operación, Puerto Cortés ha logrado desde 2014 incrementar su productividad promedio en la operación de buques, pasando de 19 movimientos por hora a un total de 38 en la actualidad. Además, cuentan con un sistema de “ventana de atraque” que permite que un barco llegue a una hora predefinida sin ningún retraso y el tiempo de atención por camión se ha reducido de 63 minutos a 40 en 2017.

Foto: AMP Terminals Guatemala / Cortesía CPN.

Este artículo está clasificado como: , , ,

Comentarios

Para poder comentar debe iniciar su sesión:

INGRESAR